Principe de plástico

Luis Padrón, sufría acoso escolar y se refugió en los libros de hadas y duendes. Ahora, a sus 25 años, se hace llamar “Principe de plástico” y lleva invertidos 30M$ en modificar su cuerpo para convertirse en un elfo real. Cada uno supera sus traumas cómo quiere.